0

PVP: 21.200 €- 1.4c.c. – 170 CV – Gasolina

El grupo Fiat ha evolucionado con sus últimos modelos, ofreciendo diseños más actuales, deportivos, y como siempre con un estilo exquisito. Algunos «fallos» han sido corregidos, y el salto cualitativo en la calidad interior de estos vehículos, ha sido sorprendente, debido a su rápida progresión. Este modelo es uno de los máximos exponentes en estos aspectos.

Alfa Romeo, lanzaba hace poco tiempo, un utilitario de línea rompedora y deportiva, heredada del 8C Competizione, el llamado Mito, cuya denominación viene dada por su lugar de fabricación, Milán y Torino. Las grandes bazas del modelo, desde un principio, fueron los múltiples accesorios de personalización del modelo, teniendo la posibilidad de adquirir un modelo casi único. Poco después el grupo italiano, ofrece una versión potenciada hasta los 170 CV, con una denominación clásica que hacía tiempo que no era utilizada, la «Quiadrifoglio». En esta versión, el vehículo destaca por llantas de magnesio, retrovisores en color gris, y paragolpes y spoilers laterales de mayor deportividad.

El motor, como hemos mencionado antes, desarrolla 170 CV, con una baja cilindrada de 1,400 c.c. Las prestaciones que consigue, 7,6 segundos de 0-100 km/h, son logradas, gracias al turbo e intercoller que monta esta versión. Debido a esa pequeña cilindrada, y al acompañamiento del turbo, los consumos no son desorbitados, aunque tampoco, son todo lo económicos que esperábamos, ya que esta motorización, ofrece de serie el sistema Start&Stop, el cual detiene el motor en pequeñas paradas, ya sean semáforos, atascos y otras actividades incómodas propias del tráfico diario. Con este sistema, podemos llegar a ahorrar hasta 0,5 L/100 km de combustible.

El propulsor del potenciado Mito, nos ha resultado bueno, aunque con cierto matices. Podemos escoger entre tres modos de conducción. El primero es el «Normal», cuya potencia no resalta demasiado, y la conducción es tranquila y demasiado perezosa. Para conseguir toda la potencia debemos subir mucho el coche vueltas, y la dirección es bastante sensible. El siguiente modo, y el más adecuado en nuestra opinión es el «Dynamique», o para que todos lo entiendan, el deportivo. La entrega de potencia es mucho más inmediata, y la respuesta del acelerador, también. La dirección y las suspensiones se hacen más duras, e incluso parece, que el sonido del motor es más bronco. Particularmente, es el modo que más nos ha gustado. Por último, podemos optar por el modo «All Weather», cuyo funcionamiento trata de adaptar al vehículo a cualquier condición climatológica, gracias al diferencial autoblocante, que contribuye a que si una rueda pierde adherencia, se transmita toda la potencia al resto, como si de una tracción total se tratase, aunque no sea del todo cierto. Ahora bien, con el único modo que realmente notaremos diferencia es con el «Dynamique», que proporciona mayor diversión y la posibilidad de «jugar» con el coche.

Si optamos por adquirir el Mito «Quiadrifoglio», deberemos desembolsar 21.200 euros, una cifra bastante elevada si tenemos en cuenta que es un utilitario, y cuyo objetivo es el trayecto por ciudad. Eso sí, la mayoría de sus rivales se encuentran por encima de este precio, si es verdad, que ofrecen mayor potencia, aunque no mejores prestaciones. En cuanto a consumo, tan solo el Mini Cooper S, con el nuevo motor, le supera económicamente hablando.

Sin duda, un coche poco práctico, más bien un capricho, o un sueño para los jóvenes.

Interior

El incremento de calidad interior es notable. El salpicadero está forrado por plástico bastante blandos y de buena calidad. La botonería tiene buenos ajustes, aunque sin llegar al nivel de sus máximos competidores alemanes. El funcionamiento de todos los elementos eléctricos del coche se realizan de una forma cómoda y sencilla, aunque existen algunos objetos que incomodan la conducción, como por ejemplo, el apoyabrazos delantero, que aunque es un elemento que ofrece gran confort, su posición nos ha resultado más como un estorbo, ya que no hemos encontrado la postura adecuada. El acceso a las utilidades de la radio, resulta algo difícil, y si la manipulamos en marcha (cosa que no debe hacerse), nos distraerá mucho de la circulación.

El sistema «Blue&Me» de control mediante voz, funciona a las mil maravillas. Nosotros sólo tendremos que dar la orden, de las opciones que nos da a elegir, y el sistema la ejecutará solo, sin que tengamos que desviar la atención de la carretera.

El habitáculo interior es amplio, no resulta agobiante, pese a sus formas redondeadas. Esto es debido a su buena altura, y longitud. Ahora bien, para ser la versión más radical del modelo (por el momento), el volante nos resulta algo anticuado, ya que otros modelos, introducen elementos como, el anagrama de la versión, más anchura en el radio de éste, o incluso una parte achatada por abajo, que hacen destacar mucho los habitáculos interiores. El resto de elementos no difieren demasiado de los modelos normales, algo en lo que la marca debería haber hecho mayor incapié. Tan solo el pedalier de aluminio, y los asientos con el bordado del logotipo de Alfa en el respaldo, indican que conducimos el más potente de los Mito.

La parte trasera, sólo posibilitada para dos ocupantes, resulta suficiente para éstos, aunque el espacio para las piernas traseras no se antoja demasiado espacioso. La capacidad de maletero es de 270 L, una cifra más que adecuada, si tenemos en cuenta que estamos ante un vehículos destinado al segmento B. Por último, cabe destacar, que los compartimentos para los objetos que transportamos en el día a día, se expanden por todo el vehículo.

OTRAS VERSIONES

Alfa Romeo Mito 1.6 Mjet 
19.100 € 120cv diesel
Alfa Romeo Mito 1.4 TB 
19.700 € 155cv gasolina
Alfa Romeo Mito 1.3 Mjet 
16.150 € 90cv diesel